lunes, 27 de septiembre de 2021

El bingo online crece en detrimento del físico en España

Las islas Canarias consigue un 45% de las ventas nacionales

Las salas de bingo españolas disminuyeron un 57,5% sus ventas respecto a 2019, mientras que los bingos electrónicos consiguieron 75,4 millones de euros a lo largo del primer semestre de 2021. Las consecuencias de la pandemia de la Covid-19 también han afectado al sector del juego. Por ello, cada vez son más comunes los bingos en línea. 


En los últimos años, las opciones para jugar al bingo online y otro tipo de juego de azar en España han ido cogiendo cada vez más y más fuerza, y con la llegada de las restricciones, la situación se ha acelerado. Además, los ciudadanos cada vez efectúan más operaciones comerciales cotidianas con dispositivos móviles, sin salir de casa y los meses de confinamiento han provocado cambios en decenas de hábitos presenciales.


bingo


Según el informe anual de mercado llevado a cabo por la Dirección General de Ordenación del Juego (DGOJ) del Ministerio de Consumo que dirige Alberto Garzón, el número de jugadores activos en 2020 aumentó un 8,36%. Son unos 1,48 millones de jugadores más respecto al año anterior. De esta manera, el bingo registró una tasa de variación anual del 30,16% en 2020. Otros tipos de juegos, como las apuestas deportivas, crecieron un 14% durante 2020.


No obstante, la Confederación Española de Organizaciones de Empresarios del Juego de Bingo (CEJ), a través de su presidente Fernando Henar, ha alertado a los gobiernos autonómicos del cierre de salas recurrente que se está produciendo en todo el país. Por ejemplo, Andalucía, arrastra una caída del 32% respecto de 2019 y eso que está soportando mejor la crisis, según un comunicado de la Confederación. La otra cara de la moneda son los datos de Navarra. Así, la recaudación líquida de la Hacienda Foral acumulada al mes de junio asciende a más de 1.727 millones de euros frente a los 1.300 millones ingresados hasta junio del año 2020, lo que supone un incremento del 32,9% en términos interanuales.


Desde 2018, el CEJ viene pidiendo una reducción fiscal para fijar la estructura ideal para este juego, que un 10% sobre win destine entre el 75% y el 80% a premios. El Comité Directivo del CEJ, que es el encargado de analizar estos datos, mostró un retroceso comercial en todas las comunidades autónomas. Andalucía fue la que menos retracción tuvo, de un 16% y, la Comunidad Valenciana la que más.


Valencia retrocede en salas y en línea

Pese a que los datos de los bingos en línea no son negativos en la Comunidad Valenciana, es la región con mayor porcentaje de retracción en las salas físicas, un 85%. Esto se debe a que el sector del juego privado era el único sector diurno que permaneció cerrado desde el 5 de diciembre de 2020. El resto de ocio y hostelería pudo abrir en marzo de 2021, mientras que ellos tuvieron que mantener las puertas cerradas.


El Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV) dictó el 15 de abril un auto por el que suspendía este cierre cautelar. Las medidas cautelares fueron solicitadas por la Unión de Trabajadores de Salones de Juego (Utsaju).


Una cifra llamativa era la de la ciudad de Castellón. Sufrió una caída del 100% en los ingresos por rifas y tómbolas legales, y un 80% en la recaudación tributaria de los bingos, según datos de la Agencia Tributaria Valenciana. Además, las islas Canarias han adelantado a Valencia en las estadísticas sobre bingos electrónicos, consiguiendo un 45% de las ventas. En parte, esto tiene que ver con que el Parlamento de Canarias aprobará en septiembre un proyecto de ley que suspende la apertura de cualquier nuevo local de juego, bingo y casinos hasta el 31 de diciembre de 2021. 

Más noticias
Quiénes somos Publicidad Colabora con nosotros Contacto Aviso legal
® Sueldos Públicos - Transparencia y Libertad en la Red - El primer digital que informa de los salarios de los políticos en España