domingo, 26 de septiembre de 2021

​Las empresas de préstamos online han aumentado el número de solicitantes tras la pandemia

El sector hostelero y las PYME son los que más ayudas económicas piden

El primer confinamiento con motivo de la pandemia de la Covid-19 pilló a millones de personas desprevenidas: familias enteras encerradas en casa, supermercados con estanterías vacías y las empresas cerrando, sin una fecha clara de reapertura. Mientras unos conservaban su puesto de trabajo y ahorraban porque no podían gastar, las situaciones de ERTE y desempleo llevaron a miles de ciudadanos a pedir prestado dinero para cubrir gastos hasta ahora corrientes.


Aunque la gran mayoría de personas pudieran recurrir a sus ahorros, muchas otras se vieron en la necesidad de recurrir a ayudas externas. Y es ahí cuando las empresas de microcréditos llevaron a cabo un papel fundamental para inyectar liquidez en el sistema. Es el caso de los préstamos online Moneyman, sin intereses durante los primeros treinta días. Damos algunas cifras clave.


billete


Según la Memoria Central de Información de Riesgos 2020, elaborada por el Banco de España, la hostelería fue el sector más afectado por la situación sociosanitaria. Los préstamos a las empresas de este sector aumentaron un 30% frente a los solicitados en 2019. Las cifras publicadas en diciembre de 2020 indicaron que los titulares que mantenían riesgos con entidades de crédito habían aumentado hasta los 20,4 millones de personas en nuestro país. De esta cantidad, el 94,3% eran personas físicas, mientras que el 5,6% restante pertenecía a personas jurídicas.


Las empresas de préstamo online se consolidaron en España a partir de 2008, cuando las entidades bancarias dejaron de financiar al gran número de personas como habían hecho anteriormente ante los inicios de la Gran Recesión. Los préstamos en línea fueron la opción más sencilla, rápida y eficaz que había en el mercado a la hora de solicitar financiación económica.


De este tipo de empresas no solo destaca la velocidad y la sencillez con la que se puede conseguir una cantidad asequible de dinero, sino la gran variedad de préstamos y créditos que ofrecen. Rápidos, fáciles, urgentes, para autónomos o para asalariados. Existen todo tipo de prestaciones, incluso se puede contratar individualmente un préstamo personal que van desde los 50 euros hasta los 1.200 euros.


Actualmente empresas como esta únicamente necesitan la aceptación de unos términos y condiciones, la mayoría de edad y un correo electrónico para poder acceder a la cantidad económica. También aseguran una velocidad de recepción del dinero mucho mayor que en cualquier entidad bancaria, pocos minutos después del registro en su propia plataforma de préstamos y créditos el dinero se envía automáticamente.


Además, con la llegada de la pandemia, si el cliente está en situación de vulnerabilidad, empresas como Moneyman flexibilizan el pago del préstamo en las cuotas mensuales. Esta empresa fue la primera en España en asociar seguros a los préstamos de los clientes.


Una duda que surge al pedir este tipo de ayudas económicas es sobre la posibilidad de desgravar los intereses en la declaración de la renta. Un préstamo personal, ya sea online o no, no es un ingreso que incremente el capital propio, por lo que no se tiene porque declararlo a Hacienda. Sin embargo, si la duda es sobre si se pueden deducir los intereses derivados de un préstamo online, estos no pueden ser desgravados.


Ayudas públicas insuficientes

Existen entidades públicas que se encarguen de la financiación para empresas, con énfasis en las PYME, autónomos y emprendedores, como es el Instituto de Crédito Oficial (ICO). Este organismo pertenece al Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital y fue creado el año 1971. Su presidente, José Carlos García de Quevedo, cobró 144.937 euros brutos, incluidos diez trienios por antigüedad, en 2020. 


Durante la pandemia, el Instituto sacó tres líneas de actuación de “Avales ICO Covid-19”. La primera sería para la liquidez de autónomos y empresas, dotada de hasta 100.000 millones de euros. La segunda sería un aval de inversión, con un total de hasta 40.000 millones de euro. Y, la tercera fue un aval de arrendamiento, que contó con la ayuda ministerial de hasta 1.200 millones de euros. 


Imagen: Pixabay.
Más noticias
Quiénes somos Publicidad Colabora con nosotros Contacto Aviso legal
® Sueldos Públicos - Transparencia y Libertad en la Red - El primer digital que informa de los salarios de los políticos en España